Libertadores 2020: de la ilusión al desencanto en Ecuador

La ilusión con la que los clubes ecuatorianos arrancaron este año la Copa Libertadores, se apagó de forma dramática tras las pálidas actuaciones en octavos de final que dejaron fuera del torneo a sus tres representantes: Liga, Delfín e Independiente.

Sus derrotas ante el Santos, Palmeiras y Nacional, respectivamente, apagó a un país que esperaba al menos tener a uno de los suyos en semifinales, dado el buen inicio que habían tenido en la fase de grupos.

De 25 partidos cada uno en Ecuador en 109 días, disputaron seis por la Libertadores y hubo cuatro fechas FIFA por las eliminatorias sudamericanas del Mundial de Qatar 2022: un promedio de un partido cada tres días para los que jugaron los tres torneos.

Liga, que ya tiene asegurado el pase a Libertadores como ganador de la primera fase del campeonato ecuatoriano, retorna al terreno de juego con la posibilidad de adjudicarse el título de este año en forma directa si también gana la segunda fase, que en este momento lideran Emelec y Barcelona, con 21 puntos, uno más que los quiteños.

Independiente está obligado a sostener el cuarto puesto de la tabla acumulada de las dos etapas si quiere acceder a la fase de repesca de la Libertadores de 2021 y, en el último caso, quedarse con un billete a la Sudamericana. Mientras que Delfín, ganador de la temporada pasada, puede cerrar el año con las manos vacías al estar a 7 puntos del octavo puesto de la tabla acumulada.

Fuente: ESPN

Comparte esta noticia: