¿Cómo cuidar la piel a partir de los 50 años?

Conforme pasan los años las necesidades de la piel van cambiando, esto sucede porque a cierta edad la piel deja de sintetizar el colágeno, hay pérdida de hidratación y el estilo de vida que hemos llevado a lo largo de los años, se empieza a reflejar.

A partir de los 50, la piel empieza a perder elasticidad, firmeza y densidad. Una de las partes del cuerpo donde más se refleja el paso de los años, es en el cuello y el escote. Por esta razón, tenemos que elegir muy bien los productos que usemos en nuestra rutina diaria se vuelve una tarea imprescindible, sobre todo si lo que buscamos es mantener de la mejor manera esa zona de nuestro cuerpo.

Felizmente existen ciertos productos que nos pueden dar una mano, aliados que se convertirán en los favoritos del día a día por los resultados que ofrecen.

Y en esta oportunidad,  YANBAL nos sorprende con un tratamiento específico para el cuello y el escote, un concentrado de lujo con acción antiarrugas que ayuda a esculpir y remodelar la apariencia de esta zona dándote un efecto lift y reafirmante.  Se trata del Concentrado rejuvenecedor para cuello y escote, una crema con 97% de ingredientes de origen natural y 16% de ingredientes activos. Tiene como ingrediente principal el extracto de cáliz de uchuva.

Sus poderosas moléculas reactivan los genes de la juventud de la piel, activando la producción de colágeno y elastina, manteniendo la piel hidratada hasta por 48 horas.

Contiene, además, extracto de flor de caléndula, que aumenta la elasticidad en la piel; extracto de semillas de jojoba que activa la producción de las proteínas esenciales encargadas de mantener la estructura de la piel y un complejo orgánico que promueve la reducción de manchas y arrugas.

Sin duda, una gran alternativa para que nuestro sano se vea radiante y para sacarle el máximo provecho posible a este tratamiento, te contamos cómo puedes incorporarlo en tu rutina de cuidado de todos los días.

Fotografía: Pixabay

RUTINA DE CUIDADO FACIAL DIARIO:

1. Limpia tu rostro

El primer paso para cualquier rutina de cuidado facial empieza limpiando la piel. Para esto, te recomendamos utilizar un limpiador que tonifica y reactiva la juventud de tu piel en un solo paso. Procura que su textura sea ligera, que no agreda tu piel y respecte su equilibrio natural.  Aplica con movimientos circulares ascendentes sobre el rostro húmedo, alrededor de 30 segundos, y enjuaga con abundante agua. Solo necesitas 1 o 2 pumps.

2. Hidrata tu rostro

Tanto en las mañanas como en las noches, es importante utilizar un hidratante facial para que la piel se vea fresca, suave y luminosa. Elige una crema antiedad para las noches y la crema hidratante para las mañanas.

3. Cuida tu cuello y escote

Calienta una pequeña cantidad de crema en tus manos y aplica una fina capa sobre el cuello y escote, masajeando con movimientos ascendentes hasta que se absorba. Puedes usarlo tanto en las mañanas como en las noches.

4. Masajes

Para ayudar a que el producto penetre mejor y engreírte por unos minutos, te sugerimos complementar tu rutina con masajes faciales.

Comparte esta noticia: